Camino a la COP26: Nuestra casa común necesita urgentemente un cambio.

En noviembre, en la 26° Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP26), tendremos una nueva oportunidad para cuidar la creación y lograr un acuerdo para el mundo. Firma la petición Planeta Sano, Gente Sana.

Pero ¿qué es la COP26?, ¿cuál es su historia? y ¿por qué es tan importante?

La sigla COP significa Conferencia de las Partes. Las “partes” son los signatarios de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (CMNUCC), un tratado realizado en 1994, integrado por 197 partes (196 países y la Unión Europea). Un año después, en marzo de 1995, se celebró la primera COP en Berlín, Alemania.

La conferencia de 2021 será la 26ª reunión de las Partes. El Reino Unido, en colaboración con socios de Italia, organizan la conferencia.

Las conferencias de las Naciones Unidas sobre el cambio climático se encuentran entre las reuniones internacionales más importantes del mundo. Las negociaciones entre los gobiernos son complejas y en ellas participan funcionarios de todos los países, así como representantes de la sociedad civil y de los medios de comunicación social.

¿Y este año en Glasgow?

Ahora es necesario y urgente tomar acciones inmediatas por el cuidado de la creación y alzar la voz para implementar acciones inmediatas. 

Del 31 de octubre al 12 de noviembre se llevará a cabo en Glasgow, Escocia, la COP26 con el objetivo de acelerar la acción hacia los objetivos del Acuerdo de París y la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático.

Nuestra casa común y nuestra familia común están sufriendo. La emergencia climática está provocando la subida de los mares, un planeta más cálido y un clima más extremo.

Está devastando las vidas de nuestros hermanos y hermanas más pobres. Al mismo tiempo, los biólogos estiman que estamos llevando a las especies a la extinción a un ritmo entre 100 y 1.000 veces superior al habitual. «No tenemos ese derecho» (LS 33).

Este mes de noviembre, los países anunciarán sus planes para cumplir los objetivos del acuerdo de París.

Considerando los diversos riesgos derivados de la crisis climática, se busca en esta conferencia que los países presenten objetivos ambiciosos de reducción de emisiones para el 2030 (NDC, por sus siglas en inglés), y mantener en 1.5 grados el incremento de la temperatura, para alcanzar el nivel cero a mediados de siglo.

Tenemos una oportunidad como ninguna otra. Es nuestra responsabilidad como católicos alzar la voz de los más vulnerables e incidir por ellos. Apoyemos el mensaje del Papa Francisco. Debemos actuar ahora. Firma la petición.

Es necesario y urgente trabajar juntos para conseguir estos objetivos y convertir las ambiciones en acciones, acelerando la colaboración entre los gobiernos, las empresas y la sociedad civil. Es por ello que como católicos debemos alzar la voz para cuidar nuestra casa común.

Firma la petición Planeta Sano, Gente Sana. Tenemos una oportunidad única para ser escuchados por los grandes líderes mundiales y participar activamente en el cuidado de la creación.